El Doctor y Amy
  • tv

Doctor Who: El onceavo Doctor

Lo primero que me pregunté al saber que Doctor Who era la serie de ciencia ficción más larga de la historia, y que se ha transmitido desde 1963, fue: ¿y cómo todavía actúa ese protagonista?

El Doctor y AmyLo cierto es que El Doctor, el querido Doctor, es sólo uno. Un extraterrerestre de una antigua raza de la que es el último sobreviviente, con la capacidad de viajar en el tiempo y el espacio, a distintos mundos y épocas. El espíritu es el mismo pero el cuerpo cambia, y es que el Doctor al morir regenera en otro cuerpo completamente distinto al anterior. Esa es la clave de la serie. Hasta ahora hemos tenido 11 doctores, todos profundamente queridos por la población inglesa y mundial. El actual es Matt Smith, el más joven de todos con 26 años.

La serie originalmente concluyó en 1989, marcando profundamente a generaciones de televidentes, algo así como el Star Trek británico. Sin embargo, y como siempre está la posibilidad de regenerar al Doc (hasta ahora no hay nombre conocido, por eso la serie se llama así) retomamos la aventura en 2005 con amplia acogida, esta vez internacional gracias al cable e Internet.

Van Gogh y los viajeros

El Doctor, la mayoría de las veces junto a uno o más acompañantes, viaja a través de realidades distintas, en su cabina de policía azul, “la Tardis”. Por dentro es una completa nave espacial con todo y piscina. Cada capítulo es una historia unida por la historia del Doctor, lo que está constantemente renovando la serie. Un día estamos en Venecia con vampiros y al siguiente dentro de una gigantesca ballena espacial.

El Doctor de Smith

La actual acompañante es Amy Pond, una pelirroja interpretada por Karen Gillian. Con ella, que se unió a la serie al tiempo que Smith en la temporada 5, la visualidad de la serie cambió un poco, y es que no vamos a negar que el rojo es un color llamativo con el que los productores han jugado. Lo mismo pasa con la personalidad del doctor con sus dos últimos cuerpos, quienes lo cargan ligeramente a la ironía, aunque el Doctor es sobre todo ingenuo y bonachón.

Aunque a simple vista podría pensarse que este cambio es parte de la moda impuesta por el personaje de House y su estilo irónico, el Doctor tiene un humor mucho más inglés, además de que él se caracteriza por su profunda empatía por los otros y sus sentimientos. Su problema es, como cualquiera que interactua con cientos de culturas y civilizaciones, los usos sociales, que siempre parecen escapársele.

El Silencio, en el capìtulo "The Imposible Astronaut"

Matt Smith tiene a su favor haber sido la opción menos segura, y sin embargo haberse quedado con el personaje. “Es muy joven” (26 años) decían algunos, “no tiene experiencia” decían otros, sin embargo se ha defendido bien en el papel, salvando una quinta temporada que fue prácticamente una larga presentación/prólogo/introducción del nuevo Doctor y de Amy “la chica que esperó ” que es como la llama el Doc luego del primer capítulo.

Sin embargo, es de esta temporada de la que se extraen los capítulos favoritos de la audiencia, como “Vincent and The Doctor” donde comparten con Vincent Van Gogh en un glorioso episodio que hizo llorar a los de corazón más duro (me incluyo) y que además pasó al recuerdo por su especial y elaborada visualidad, acorde con el artista. Otro destacado fue el especial de navidad “A Christmas Carol”, en una versión completamente distinta y mágica del Cuento de Navidad de Dickens, en una fantástica realidad inglesa alternativa, con peces voladores y chicas capaces de calmar tiburones con su voz.

Hace unos días terminó la sexta temporada, en la que se revelaron muchos más secretos de la vida del Doctor y de Amy, además de tener varios capítulos especiales, como “The Curse Of The Black Spot” en el que sale el Hugh Bonneville (El conde en Downton) haciendo de pirata en un mar turbulento, y como siempre asediado por extraterrestres. Porque en Doctor Who siempre son extraterrestres, sin importar que se hagan pasar por vampiros, zombies o sirenas.

Una extraña mezcla de ciencia ficción, fantasía, historia y todo lo que se te ocurra es lo que podemos encontrar en esta serie. Suspenso y romance, terror (solo basta recordar el capítulo de los ángeles) y arte. Todo unido por el misterioso, el inmortal y divertido Doc. Así que ya saben, cuando dicen que el mundo va a acabarse y realmente no sucede seguramente el Doctor y su compañero de turno lo impidieron.

Camila Mellado

Me pusieron así por una película. Podría decir que de ahí viene mi amor por el cine, pero lo mío es otra cosa. Amo a las historias, todas ellas, de cualquier forma en que se cuenten. Desde los cuentos de mi abuelita hasta los doramas coreanos.