Razones por las cuales Crystal Castles superaron la poca fe y a sus detractores

Razones por las cuales Crystal Castles superaron la poca fe y a sus detractores

crystal-castles-1

La producción vs el punkshow. Dos cosas que hacían a Crystal Castles una banda innovadora y atractiva para el circuito de nuevos fans del Siglo XXI, y que quedaban vistos entre la energía activa de Alice y la capacidad de reventar sintetizadores de Ethan. 3 discos, 3 venidas a Chile y un montón de fans tristes tras el dramático anuncio. Todos estas situaciones fragmentaron los ánimos y dividieron las aguas en dos factores: La decisión de matar Crystal Castles o seguir con el nombre sin Alice. Bastó un minuto de silencio, y paff…CC anuncia nuevo álbum.

¿Qué tanto hacía cada uno?

crystalcastles

Basta con mirar la parte de los créditos de los discos, para poder saber que Ethan era el productor de todo este asunto. La cantidad de samples usados en cada uno de los discos es enorme, transformando partes pequeñas de Death From Above, Health, Grandmaster Flash, Van She, Sigur Rós y Stina Nordenstam, entre otros, en esos mazazos digitales que iban entre el banger y el baile. El mismo Ethan en una entrevista por correo a Pitchfork, era enfático en decir que el armaba las letras, desmintiendo así el tweet de su ex compañera.

I was surprised by her statements because in that same i-d interview she claims I was restricting her ability to express her own creative input, she couldn’t be herself, and that she needed to leave to find her own voice.

Por otro lado, Alice dice haberse sentido miserable en su estancia en la agrupación, teniendo que descargar toda esa mala vibra en el escenario, a través de esa imagen agresiva y de enfado que representaba. En la entrevista a Dazed, dice haber formado rol fundamental en la base estética y direccional, la cual nunca se reconoció por esa actitud patriarcal del mundo de subestimar a las mujeres.

For the record, I wrote almost all of the lyrics in my former band and the vast majority of the vocal melodies… I was a founding member of crystal castles and shaped the sound and aesthetic from the very beginning…manipulative statements about my contributions to the band only reinforce the decision I made to move on to other things.”

El Presente

tumblr_nzdef6WqpK1udqctao1_1280

El segundo round entre Alice y Ethan surgió con la salida de Frail y Decide, subida de la nada en soundcloud, creando sospechas de que la voz era manipulación digital sobre un sample. El mismo cabecilla dejó claro que las grabaciones habían sido con una voz real, llamada Edith Frances. Ambos adelantos parecían dejar esa tétrica ralentización de III, experimentando con sintetizadores más pesados e industriales. La nueva veta creativa de la agrupación apostaba nuevamente por la vibra y el banger, recordando un poco a I, y definitivamente, menos a III.

Edith Frances sería presentada en Soundwave Festival, donde las comparaciones no se dejaron esperar. Aunque su forma de verse era similar, se percibía a Edith más sutil y calmada, dejando que el caos se desatará más en la carne picadora de Ethan.

¿Y qué tal Amnesty I?

 

980x

Esta vez la fascinación por el sample cae por el rave music, el breakbeat hardcore y por la electrónica de bélgica, que tanto recuerda a la nu disco o al artista Gessafelstein. La atmósfera del disco logra crea una belleza del horror, extrayendo ese culto por la muerte en canciones como Char y Kidness is Charade. Y aunque los fans de Alice ya no vean con interés lo siguiente, no deja de ser menor lo logrado en Concrete y Kept, absolutamente los dos tracks que se roban la atención.

Para quienes no caen con esta nueva parada, aún están los tres discos. Por el momento, Ethan y Edith logran enganchar con ese concepto físico y metafórico sobre la muerte, en conjunción con tracks “tan punchi punchi de raves”.

PD: También decir que Alice se merece su oportunidad, donde ahí estaremos.