Centrada y simétrica son la obsesión de Wes Anderson que tanto gusta en sus cintas

img

moonrise_kingdom__8767_645x

La belleza se mide en términos de simetría según la biología. Que no es de sorprenderse si los más atractivos tienen un equilibrio entre la mitad izquierda y derecha de su cara. Se habla de que nuestro cerebro percibe inconscientemente la buena genética desde el orden centrado y simétrico. Puede ser una tontera, pero una que cree Wes Anderson y le resulta en sus cintas.

Un vídeo publicado ayer por un cineasta llamado Kogonada demuestra que una de las razones de que las películas del director de ‘Grand Hotel Budapest’ te resulten hipnóticas y mesmerizantes reside en la perfecta composición de sus planos.

Este video pone a prueba esta teoría, la cual ha estado aplicada a todas sus cintas. ¿Qué tanta verdad hay en esto? Revisad el video.