A$ap Rocky – Long.Live.A$AP (2012): La estrategia de un MC regular en conquistar nuevas mentes

img

longlive

La técnica de lanzar el primer mixtape a fines del 2011 fue el mejor anzuelo para generar ruido y tener en cuenta la presencia de Rakim Mayers el 2012 siguiente. Partiendo con “Peso” la canción que mueve olas y creadora del hype rabioso, que luego cumplió con “Goldie”, se sostuvo con “Wassup” y más encima lo llevó paralelamente al estar en boca de todos con su aparición en el videoclip de “National Anthem de Lana del Rey”, interpretando una versión nigga de J.F Kennedy. Por último, su remix con Rihanna en Cockiness lo sepultó en voga del mainstream y condecoró a “Long Live Asap” en un disco a esperar.

Por la boca de la industria muere el hype del artista (dicen en la actualidad). Por lo cual la vida de A$ap Rocky se encuentra en un estado intermitente, impreciso y sin vaivenes, donde instantáneamente un paso en falso puede matarlo de un pestañeo. Estamos hablando de un álbum postergado por mucho tiempo, debido a los problemas de derechos de autor de muchos samplers usados, en un momento que los ávidos en música olvidan rápido y se encandilan con otro artista flashmente, poco tiempo en un terreno de muchos mcs. Tajantemente la pregunta cae de cajón: ¿Qué puede entregar esta vez, a diferencia de Schoolboy Q, Drake, Kendrick Lamar, Joey Badass, Mac Miller, 2 Chainz, Big Sean o Meek Mill? Al señor Rocky no lo defiende Rick Ross, Kanye West, Lil Wayne, ni menos Dr Dre, como lo hacen estos últimos con los artistas primeramente mencionados. Debe haber estrategia de por medio o simplemente, un brillo lúcido para tapar bocas. ¿Podra el lider de los A$ap lograr el éxito de sus temas sueltos?

La trama se dirige en como suena

Sonoramente el disco cuenta con la producción de nuevos, clásicos y distintos personajes que van desde T-Minus, Hit-Boy, Danger Mouse, a Skrillex, Clams Casino y Soufien3000 en el mismo piso, dan la sensación de estar con edificadores de distintos momentos. Cada uno ayuda a la virtud del de Harlem a mantener el espíritu del Chopped and screwed , transpirando codeína y oscuridad en cada canción. El contexto y la decoración del álbum se rige en función de no pretender ser visionario y diferenciarse de un MC existentes, por ello no se buca el rupturismo como medio, sino que la comunión se centra en ratificar una visión propia, la cual tenga siempre el sello “A$ap Rocky”.

Se destaca en el variopinto el ramillete de la experimentación, la diferencia y la jugabilidad de utilizar los elementos inteligentemente. Rocky no es un buen MC, no posee la gracia de construir éxitos con sus composiciones, sin embargo, el orden de las piezas de los featurings como lo hace en la pista de toque clásico “1 Train” de invitados a Kendrick Lamar, Action Bronson y Joey Badass; PMW con Schoolboy Q, un experto en cruzarse con beats ralentizados; la estrategia de resaltar gracia con Florence Welch y sonar fresco/vanguardista con el ritmo de “Wild For The Night”, lo colocan airosamente a salvo

 Los puntos negativos se apuntan en “Hell” de Santigold, contando con su participación solamente en los coros, causando monotonía; y la ondulación de colocar 3 tracks juntos “Fashion Killa/Phoenix y Suddenly”, y sonar igual, llamando a la somnolencia, la no diferencia e irregularidad en la totalidad. Se nota una preocupación más en redondear un disco, que en sonreírle a los singles; bueno para los más acérrimos y aventureros; malo para los convulsionistas de los éxitos mediáticos de cifras.

En resultados generales, LongLiveAsap es un disco rápido, inteligente, craneado y trazado como un buen plan. Tiene un objetivo que a veces carece de fuerza, pero llega al final y al cabo. Trata de mezclar influencias de Mobb Depp, Bone Thugs-n-Harmony en un lugar nuevo, donde quiere quebrantar ideas puristas. No quiere hacer feliz al mundo con mil caras…sólo pretender realzar la suya, para que lo recuerdas fijamente, eso si, quizás hasta cuando.