[Crítica] The Social Network

img

Causa y consecuencias que mueven una pieza y dejan caer miles. Una mente difusa, perdida, calculadora  y muy desafiante le bastó para convertirse en el emperador de la información personal. Muchos clicks, la velocidad de la web, el morbo, llevaron a Mark Zuckenberg a brillar más que un diamante. Tras una historia envuelta con muchos actores, duplicada por cada visión de los involucrados y estallada con el número de conflictos , tal cual cada código binario representa un elemento de millones, para formar un elemento, la cinta de David Fincher (Se7en, Fight Club) resulta la cuantificación de un millón de cosas en un solo hecho. Un mundo  donde se intenta de manera práctica conocer gente, distribuir a tus amigos y generar un facilismo de no perder el tiempo en cursilerías; el factor amistad resulta algo tan plástico, que ya no importa lo que quiere el otro. Por algo cuando te dicen “eres más falso que amigo de Facebook”, resulta algo tan profundo y tan verdad.

La historia se encuentra basada en el libro Multimillonarios por Accidente, plasmada e inmortalizada por el director David Fincher y musicalizada por el gran Trent Reznor. Ellos nos sitúan en un hombre de muchas casualidades, llamado Mark Zuckenberg (Jesse Eisenberg), quien tras la ruptura con su pareja (Rooney Mara), de manera despechada, decide cobrar venganza creando una página de internet en la cual vía votación, los estudiantes de Harvard califican por apariencia a su ex con otras jóvenes de la universidad. Dado el método utilizado y dejando a la seguridad de Harvard desprotegida,  el suceso de Zuckenberg deja huella y prueba de ello, es la motivación de los gemelos Winklevoss por realizar una página que permita conocer gente por gustos, aficiones y construir una sinergia que nos permita tener información suficiente de una persona. Esa génesis abre un umbral en el cerebro de Mark y lo impulsa a crear lo que es por hoy Facebook.

El gran mérito de la cinta es llevar las relaciones personales al extremo, profundizar la agonía, la infelicidad, los engaños, y la ambición. Suficiente para lograr “sea como sea” conseguir lo que quieres. Mark intenta todo -cuan Maquiavelo- por ser aceptado por el resto de la universidad y  sanar la envidia oculta que tiene a su mejor amigo y socio Eduardo Sevarin (Andrew Garfield). A Mark le importa lograr un estatus. La meta es una sola y mucha gente se unirá en la ambición, se nos une a este encuentro Sean Parker (Justin Timberlake), creador de Napster, y los gemelos Cameron y Tyler Winklevoss (Armie Hammer).


En esta historia podemos vislumbrar, como su director ideó cada toma, sacándole el jugo a cada punto y tratando de ser lo más perfeccionista, para sentir el terror de las emociones del ser humano. Partiendo por el soundtrack incidental a cargo de Reznor, que nos hace movernos rápidamente a cada momento, tal cual en internet avanzan los tiempos. En ese lapso de cinta, uno es Zuckenberg: lo vive, lo siente, mira como él, puede intuir como salvar sus motivaciones y en qué momento nos caemos a un abismo. La forma de mantenernos expectantes a los hechos, resulta vía el juicio que se realiza a Mark Zuckenberg por robar la idea a los gemelos Winklevoss y retirar a Eduardo Sevarin de su cargo en Facebook. En donde cada juicio realizado hacia Mark resulta el motor principal de la cinta y un flashback de los momentos que dividieron la amistad, y en donde Sean Parker hizo agente del diablo (gran actuación de Timberlake). Todos movidos por una razón poderosa: sanar de cualquier forma la satisfacción propia. Viajando en un mundo lleno de casualidades, consecuencias, en donde recibir algo, sin importar el resto. Pensar en Facebook. como un medio que pretende producir/fortalecer algo valioso como lo es la amistad. Dicho, hecho y expuesto: Una paradoja que va y viene.

Nota: 8.9 de 10

  • Roma Alarcon

    ¿quien es el malo de la pelicula?

    • Pa’ mi el personaje más malo fué Sean Parker (Justin Timberlake), como demuestra su experiencia en el mundo de internet y como traspasa esta a Mark lo encontré simplemente genial, además de advertirle los peligros de un lugar como Sillicon Valley (cuna de la mayora de las cosas que vemos en inet hoy).

  • Willsonr

    yo creo que no hay malos ni buenos, pero mark blablaberg se dejo llevar por alguien que entendia mas del “negocio” cuando aprendio lo suficiente lo saco de la compañia y en algun minuto le dejo de servir su mejor amigo y no lo pesco mas y no le importo lo que pasara con el en el futuro… mark teine mal corazon jajaj

    • Roma Alarcon

      le tenia envidia mal sana.

  • Pingback: maillot inter milan()

  • Pingback: bz13oF8UK8 bz13oF8UK8()